jueves, 5 de marzo de 2009

EL ASESINO DE ISAAC Y JULIO, CONDENADO A 20 AÑOS POR EL INCENDIO DE LA CASA

La Audiencia Provincial de Vigo, una vez conocido el veredicto del jurado popular, que está obligada a acatar, ha condenado a 20 años de prisión al autor confeso de la muerte de dos chicos homosexuales a los que asestó hasta 57 puñaladas, aunque lo ha hecho por un delito de incendio. La sentencia también lo obliga a indemnizar a la aseguradora. La sentencia lo absuelve por la muerte de los dos chicos debido a los eximentes de “legítima defensa” y “miedo insuperable”, tal y como dictaminó el jurado.
La sentencia, que recoge los hechos tal y como los interpretó el jurado, explica que Jacobo actuó en legítima defensa y por miedo insuperable a ser violado o muerto, después de que Julio, que recibió 22 puñaladas, lo amenazara con un cuchillo para mantener relaciones sexuales. En la misma línea la sentencia explica la agresión mortal a Isaac, que recibió 35 cuchilladas, en base al “pánico” a ser violado. Tanto el Fiscal como la acusación particular ya han anunciado que recurrirán la sentencia y pedirán la nulidad del juicio. Ambas partes afirman que si en vez del famoso jurado el veredicto hubiera sido emitido por un tribunal profesional, Jacobo hubiera sido condenado por la muerte de los dos chicos.
Marta Pérez, la madre de Isaac, ha manifestado que el jurado ha sido “homófobo” y que la homosexualidad de las víctimas fue lo que provocó la absolución. “Voy a luchar hasta morirme para que se haga justicia”, ha manifestado. Marta, tras conocer el veredicto del jurado, se levantó y reprochó a sus miembros: “dejan en libertad a un asesino confeso, espero que les quede en la conciencia toda la vida”. El veredicto también sorprendió al Fiscal Jefe de Vigo, Carlos Horro, quien lo calificó de “escandaloso”.

2 comentarios:

Luisa Irene González dijo...

No hay derecho a que se sigan permitiendo atrocidades como esta. ¿Y alguien habla realmente de ello?

Los medios de comunicacion se hartan de cubrir cualquier desaparacion de cualquier niña como si fuera la única que ocurre en el mundo, que no digo que no tenga importancia, pero me parece tremendamente injusto e incoherente dedicar tanto tiempo de noticiario a unas cosas y tan poco a otras.

¿O es que una injusticia de este calibre no resulta importante para los medios de comunicación o sus dirigentes? Llega un punto en el que, francamente, no se sabe que pensar.

Desde mi punto de vista hay una falta increible de solidaridad colectiva, de mentalidad crítica y de principios. Hablan de igualdad, pero se referieren a la igualdad de unos pocos que siguen un patron determinado (generalmente el marcado por la "Santa" Madre Iglesia); hablan de libertad de actuación y de expresión, pero estas sólo incluyen la libertad de hacer ellos mismos lo que quieren y de decir lo que les da la gana; hablan de tolerancia, pero solo toleran aquello que es igual a ellos... ¿no creeis que algo esta yendo mal?

La libertad o es de todos o no es de nadie, la igualdad abarca a todas y cada una de las personas que pueblan La Tierra y la tolerancia supone un respeto hacia todas las ideas y orientaciones, independientemente de que las compartamos o no.

A ver si, con un poco de suerte, las personas de cabezas cuadradas, divididas en compartimentos estancos con densidad neuronal más bien escasa (entre las que incluyo a los componentes del jurado que dictó la sentencia, y aun estoy siendo benévola con ellos)algún día son capaces de mirar más allá de sus propias narices y ver las barbaridades que están cometiendo. Y ya no sólo eso: a ver si algún día se dan cuenta de la cantidad de personas maravillosas que están dejando de conocer por si acaso les violan. Que tiene tela. Que si me fio de eso, y de la forma de mirar de la mayoria de los hombres (me estoy refiriendo fundamentalmente a los heteros, que son los que me afectan a mi en este campo)que suele ser tan explícita que se adivina lo que están pensando , tendría que matarlos a todos.

Buenos días y buena suerte.

Grupo lgtb "Siete Colores" dijo...

Tienes toda la razón. Ademas creemos que desde la aprobación de la ley nos parece que esta todo hecho. Pero falta mucho. Yo siempre pongo el ejemplo de vosotras las muejres, que mas de treinta años de conseguir la igualdad seguis luchando y se estan aprobando leyes para vuestra igualdad real. Ademas los gays somos una minoria que podemos estar escondidos. Vosotras la muejres, los de otras razas, etc.. no pueden estar en el armario. Y el estar en el armario deja a las personas con el coco muy mal.
Educacion , educacion y visibilidad son las armas que tenemos que usar en nuestra luchar.
Gracias por tu carta.